LOCURA

 25e5f2dbc18ff7fb29da6a4fb6d

El vuelo eterno, nunca pasó tan rápido esperando a las puertas del infierno. La caricia que faltó fue más acogedora que aquella boca que me rozó el semblante en apenas un instante. Bajé del cielo, aproveché mi momento, sin duda hecho incierto. Me despedí a mi manera, como si me fuera en ello la vida entera. Ya te veo contento y aún no crees que mi lamento fue tan lento como la lucha por mi talento. Ya me alejo de tu mirada, que por años me dejó hipnotizada. Ya me acerco al infierno donde cala el silencio el pensamiento de tu amada, que tal vez como yo, se sienta traicionada. No quiero morirme ni rendirme, cuando ya he dado tanto por descartado. Cuando creí que yo contigo era feliz, no hacia más que mentir y fingir. Sin pausa ni temores que me horroricen, de este cuento salgo más espantada de lo que por ahí dicen. Con encuentros que valieron la pena, en los que encerrada yo en mi mente, cumplía condena tras condena. Mi preocupación por tus mentiras, me costó la desesperación de mi crítica confundida. Que hoy por hoy me vienen a tomar por loca los que años atrás no fueron capaces de mentir al verme tan feliz.

Anuncios

DESORDEN

Imagen

Poca consciencia de tus actos,

lo que haces simplemente se te va de las manos.

Quieres parar, pero a esa altura es incontrolable

tu aspecto realmente es desagradable.

No te das cuenta que ya esa situación no la manejas.

Gente que te estima,

te mira y te dice lo mucho que has cambiado,

que estás desmejorado.

Pero a ti ellos no te importan,

no te importas ni a ti mismo

entonces es cuando empiezas a caer en el abismo.

Llegas a un punto en el que te asustas de tus pensamientos,

recapacitas y con vistas al pasado, buscas en tus sentimientos.

Visualizas el cambio que ha pegado tu vida y tu rutina.

Ya nada vuelve a ser igual que antes

y ahí es cuando echas de menos tus verdaderas amistades.

Piensas en tu familia, que siempre te apoyó en las recaídas.

Pero ahora que eres mayor de edad, ellos ya no tienen esa responsabilidad.

Imaginas tu destino con el plan que has elegido,

en un futuro te ves jodido.

Un día te levantas y por fin eres el mismo.

¿PERFECCIÓN? PUEDE SER..

Imagen

Que me digan mil mentiras que no rocen mi autoestima.

Que me critiquen sin razón, tal vez por desesperación.

No me altera el pensamiento ni tú, ni tus cuentos. No te niego que no fueran bonitos en su momento. Ahora tan solo sirven para rellenar tantos folios en blanco como mentiras dices sin sentirlas.

Te desahogaste en el color verde, que siempre había sido tu preferido hasta que por mí fue sustituido.

Cansada de tus mentiras, yo marqué el punto y final, que ya subrayado habías dejado indicado en la primera página de esta historia, que en algún momento mutuo de lucidez habíamos dado por interminable.

Mi poesía por amor y ahora ella contra mi dolor.

Conmigo me siento traicionada, y no por nadie más. Con mi pensamiento y con todos esos momentos que alegraste de la nada con tan sólo una mirada. Si la mirada era fría, lo notaría, no pararía hasta ver tu sonrisa, si en cambio era sincera…me corrijo, si yo pensaba que era sincera, yo besaba la primera.

Tus gestos acompañaban tu comportamiento, tan serios y tan correctos. Jamás hubiese imaginado esta traición por mi asombro de tu perfección.

NUESTRO ERROR

Imagen

De mi cielo a tu montaña aún ignoro mis lágrimas si no las tomo con calma, mis dudas asaltan la memoria, recordando la gloria que algún día atrapada quedó en mis entrañas. De mi destino contigo quiero olvidarme, pero estas cartas sólo ayudan a recordarte. Mil trenes perdidos, todos con igual destino. Ahora lamento la felicidad de nuestros encuentros. Ya tarde me arrepiento de imaginar mi futuro tan incierto como la pena que finges llevar dentro. Fatal error cometido, que jamás debí habermelo permitido. Fue tu ira con mi primera mentira como tormenta sin lluvia, como tempestad sin viento. Ahí ya ví en la mansa furia tu tormento, que de haberla visto ahora me arrepiento.

ME VUELVO A LEVANTAR

Sentada aquí esperando tu llegada, tal vez un poco desilusionada.

Tus palabras manipuladas nada tenían que ver con todas tus historias imaginadas.

Tan solo pido mi amor, que te lo dejé prestado y por tuyo ya has tomado.

Silencio guardo con mi poesía, que rompí cuando no debía.

Mis besos no los merecías cuando yo sabía que tu boca tocaba todas menos la mía.

Sonrisas al alma que tomaba con calma, hasta que aquella noche tumbada en mi cama se encendió mi llama, que más se animaba si con ron la ahogaba.

A pecho cerrado me olvido de los besos que me has dado y aún más me arrepiento de los que no diste, pues sin duda los hubiese rechazado.

Perdón por olvidar tan rápido, pero son muchos años viviendo distintas historias que vienen a ser la misma.

Os escribe una titulada en el desamor que detenidamente está estudiando los “te quiero” que por ahí le van regalando.

Caí 1000 veces y me levanté 1000 y una

NUESTRA HISTORIA

Imagen

Pasar ví mis recuerdos a tu lado, aún imaginando momentos del pasado. No son días de traer a la memoria semejante historia, pues no hay silencio del que no me arrepienta, mas sí palabras expiradas de repente acogidas por el viento y que a día de hoy ni pronunciar intento. Aún sé que queda en tu memoria el principio de lo que fue nuestra historia, que con los años en el olvido dormirá, como dormía yo días atrás. Guardaré mil fotos en el cajón junto a tus cartas, por si mañana nos arrepentimos, y yo preguntarte: “¿no es por mi por quién lloras?”. Y tu responderme: “tan solo son lágrimas que enamoran”. Borrarás mi número y quemarás tus pensamientos, pero mi recuerdo quedará latente entre tantos sueños. Yo intentaré escuchar música, así empezará mi llanto y pondrá fin una última lágrima valiente allá por donde me siento doliente. Si no logro una rima perfecta gracias al desamor, compraré imagicación selecta del mejor poeta de amor.

DISTANCIA

Imagen

Fiel seguidor de mis promesas,

¿qué ocurrirá si no me besas?

pues nunca me ví entre tantas rejas

ni escribiendo aquí mis quejas.

El destino nos marcará si es preciso,

mientras esperamos indecisos.

Las llamadas a las tantas.

Llorabas y suspirabas,

cuando te decía lo mucho que te amaba.

Te recuerdo que no hay cosa que más me agrade

como pasar contigo alguna tarde.

Verte fuera de mis sueños

y también en ellos.

Que yo creía de esto algo diferente,

ahora digo en presencia de mi gente,

que no hay dolor que yo más sienta

que el de la distancia y la tristeza.

EN GUERRA CON EL CORAZÓN, EN PAZ CON LAS MENTIRAS

Imagen

De mi alegría consumida por momentos

nace una quimera, no más real que cupido.

Mi vida daría por ella, y a ella por ver mi sueño cumplido

aunque quizás sea peor soñar el sueño a revivirlo entre lamentos

 

En ningún momento me arrepentí

de darlo todo por tí.

 

Ahora que estoy en guerra con mi poesía

no hay cosa que peor me espante que recordar aquel instante.

Pues yo misma creé en mi mente algo que me advertía.

 

Traspasa el papel mi sentimiento,

como lluvia del pasado invierno.

Me abrazaría el diablo en el infierno,

pues solo de lo bonito me arrepiento.

 

MALVIVIENDO

Imagen

Aún viviendo no te pido

ni un momento, si permitido

está mi corazón para morir

sin razón por tí y no sufrir.

Y va llegando el momento de decirte

que no sé si fue peor amarte o elegirte.

Bien riman hoy mis versos

como al principio tus besos.

Callé su rabia

y sonó la mentira.

Callé su pensamiento

y ahora me arrepiento.